Copy
Cordada #sherpas20 ¡Haciendo que las cosas pasen!
View this email in your browser
BLOCKCHAIN COMO OPORTUNIDAD DE EMPODERAR A LOS PACIENTES
La mayoría de pacientes, a día de hoy, no tienen acceso a sus datos médicos. En muchos hospitales, las historias clínicas siguen en carpetas –que a veces aparecen y desaparecen misteriosamente- y en los casos en los que estas historias están digitalizadas, el paciente no tiene forma de conocer qué pone en ellas. Es más, aún y con la digitalización, las historias de Atención Primaria de un paciente no suelen estar vinculadas a las de las consultas externas hospitalarias o a las de atención especializada. Eso provoca, entre otras cosas, que el paciente que va a consulta –y que en ocasiones no se encuentra bien- tenga que repetir una y otra vez las operaciones que ha sufrido, los antecedentes o las alergias a medicamentos.

Más allá de eso, al final, la información de los pacientes, que es información sensible y privada, no está en las manos de los pacientes. Pero todo eso podría cambiar con Blockchain. La tecnología de bloques permitiría que los propios pacientes fueran los dueños y gestores de sus datos clínicos y que lo pudieran hacer de forma segura.  Los médicos autorizados podrían acceder a esos datos cuando fuera necesario, y facilitaría el traslado de historias, por ejemplo, cuando un paciente pasa de la sanidad pública a la privada o cuando cambia de Comunidad Autónoma (en el caso de España). Además, el hecho de poder unificar todos los datos podría servir para mejorar y enriquecer los diagnósticos, e incluso, para facilitar la comunicación ente facultativos para afinar una decisión final.

Otra ventaja es que a esos datos se podrían añadir los recogidos por el propio paciente en wearables (como las pulseras tipo fitbit), los datos de mediciones (glucosa, ritmo cardíaco), los periodos menstruales, etc.

Además, el uso de una tecnología de bloques también permitiría que los pacientes pudieran ceder datos, si así lo desearan, a ensayos clínicos u otros estudios estadísticos, con la seguridad de que sus datos siguen bajo su control.

Un ejemplo de uno de estos sistemas es el que ha puesto en marcha la compañía estadounidense Medichain.

Todo esto, claro está, viene sujeto a dos premisas indispensables en la asunción de nuevas tecnologías. Por un lado, el escepticismo sobre la eficacia y seguridad de esta tecnología que, como buena autocrítica, nos invita a estar atentos al devenir, ya no solo de su desarrollo, sino también de su uso. La segunda premisa es la propia tecnología en sí, porque no sabemos cuánto tardará en ser capaz de, por ejemplo, descifrar la información criptografiada dentro de un bloque y qué supondrá eso en el futuro de la propia tecnología. Porque el mayor punto débil de Blockchain es que la información allí registrada no puede borrarse nunca. Y en el futuro, si los ordenadores cuánticos llegan a desarrollarse como está previsto, no resultará muy difícil romper una cadena de bloques y liberar toda la información. Y es que en Blockchain no existe el derecho al olvido.

 

Editorial
EL BLOG NO HA MUERTO

 

La blogosfera nació a finales de los 90 y lleva muriéndose desde el año 2013. Eso fue, al menos, lo que vaticinaron los gurús de Internet y sus tendencias. Se acusaba a los bloggers de haber perdido su esencia, de dejarse seducir por las marcas. Los humildes blogueros se habían transformado en líderes de opinión, ya no tan inocentes, y las grandes marcas utilizaban el concepto “blog” como una herramienta para mejorar su imagen y reputación. Otros planteaban que si una cuenta de Facebook o Twitter permite difundir contenido de manera eficaz (no digamos ya con los interminables hilos de Twitter), ¿para qué mantener un blog? Luego llegó Instagram, y el “postureo blogueril” se fue hacia allá en masa. En 2017 incluso se estrenó un documental llamado "Los blogs han muerto"¿Estamos ante un rigor mortis bloguero?

Pero el mundo sanitario es un poco distinto al de las grandes marcas. Los profesionales de la salud no somos precisamente unos early adopters, y quizá por eso, una vez le cogemos gusto a una tecnología que nos aporta algo, no la soltamos tan fácilmente. Y así, la blogosfera sanitaria sigue viva a día de hoy, incluso con algunas ilustres incorporaciones en los últimos años. Es cierto que no todos los blogs han aguantado el paso del tiempo. La motivación no es eterna y, salvo excepciones, detrás de la mayoría de blogs de salud hay una sola persona que tiene su trabajo, su vida y su familia. Y a diferencia de los blogs de otras temáticas no relacionadas con la sanidad, la mayor parte de blogs de salud no se monetizan, al menos no de manera directa, hecho que aún honra más si cabe a quienes llevan a cabo ese esfuerzo año tras año. Gracias a eso, tenemos excelentes blogs docentes, divulgativos, de historia, de gestión, escritos por médicos, enfermeras, farmacéuticos, otros profesionales y , por supuesto, pacientes, gracias a los cuales Internet se va llenando poco a poco de contenidos de calidad, fiables y contrastados, que intentan desplazar los bulos e informaciones interesadas que pueden llegar a ser incluso peligrosas para la salud de las personas. Seguimos utilizando las redes sociales para que ese contenido llegue a más gente, seguimos disfrutando escribiendo blogs para que otros puedan disfrutar leyéndolos.

 
CONOCE A UN SHERPA
Rosa Tarbener es sherpa del Grupo de Medicina. Estudió Medicina en la Universitat Autónoma de Barcelona y se especializó en dermatología en el hospital Sant Pau. Actualmente atiende los problemas cutáneos en Son Llàtzer desde agosto de 2002. Además es una activa participante en las redes sociales y a través de su blog Dermapixel habla y divulga contenidos sobre afecciones cutáneas, permitiendo que ya más de quince millones de personas hayan podido conocer de su mano todo lo relacionado con la dermatología.
¿QUIERES SER EL/LA PRÓXIMO/A EDITORIALISTA SHERPA?
Te estamos esperando.
Propón tu tema en sherpas20@plannermedia.com 
y te contestaremos rapidísimamente. 
Visita las Cordadas #Sherpas20 anteriores
color-twitter-48.png
color-link-48.png
Copyright © 2018 Juntos Contra el Aislamiento dIgital, All rights reserved.

¡Haz que las cosas pasen! Puedes contactar con nosotros en:
sherpas20@contraelaislamientodigital.com

¿Quieres cambiar la forma en que recibes estos emails?
Puedes actualizar tus preferencias o borrarte de esta lista